1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 2.50 (2 Votes)
1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Muestra su vitalidad el Fondo Cubano de Bienes Culturales

Fondo

La misión primaria del FBC en Guantánamo es producir y distribuir el arte auténtico de Cuba.

El encadenamiento productivo del Fondo Cubano de Bienes Culturales (FBC) de Guantánamo con Muebles Imperio para acondicionar el primer hotel turístico en la península de El Ramón, municipio de Antilla, provincia de Holguín, constituye prioridad para ambas instituciones en el concierto económico del país por sustituir importaciones y fomentar las exportaciones de bienes y servicios.

José Pérez Cantillo, jefe del grupo comercial del FBC, informó que seis talleres artesanales del Alto Oriente cubano cumplirán el compromiso con los holguineros, a quienes se les deben entregar mil 600 muebles (camas, sillas, buroes…), una de las mayores demandas en la historia de dicha entidad aquí.

El Fondo también colabora con la Empresa de Fundición de Válvulas y Bombas Industriales Mayor General Calos Roloff, a la cual surten con cabos de madera para herramientas como rastrillos, palas, picos, cucharines, lo cual permite reducir costes y sustituir importaciones (un cabo de pala cuesta hasta cinco dólares en el mercado foráneo).

Pérez Cantillo señaló como significativo la creación de la juguetería infantil en Baracoa, para la venta y rescate del buen gusto artesanal entre la población y con miras a consolidar productos exportables.

La terminación del Centro Cultural Zona de Arte, en el antiguo Pabellón Guantánamo, es la principal inversión del BFC en saludo al aniversario 150 del otorgamiento del título de Villa a Guantánamo. El local será suerte de tienda con ferias permanentes mayoristas y minoristas, que incluirán productos de piel (calzado, cinto, cartera,) cerámica, tallado, sublimación de tasas personalizadas y textiles diseñados y cosidos localmente.

También se le anexará una galería para comercializar obras originales de pintores y fotógrafos del patio; una sala de videoconferencias para las empresas (con tecnología de punta), un salón de protocolo y el área más abierta, al centro, pero esta vez techada, que servirá para actividades culturales y contará con servicio de cafetería a cargo de Artex.

El Fondo a nivel nacional está entre las 37 empresas que podrán exportar e importar insumos para los creadores y artesanos, pertenecientes o no al registro oficial del Ministerio de Cultura. Igualmente, están autorizados para colocar las elaboraciones de los más de 130 artistas adscritos a la empresa, en la red de tiendas del país, para cumplir así su misión primaria: producir y distribuir el arte auténtico de Cuba.

Tomado del Períodico Venceremos

 

 

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Teatro para bebé en Guantánamo

Teatro para bebeEl arte teatral en Guantánamo constantemente escudriña nuevas fórmulas y escenarios para redimensionar el fenómeno creativo. Proyectos como el Teatro de la Totalidad son muestra del exprofeso deseo por salirse de esquemas preestablecidos e ir en búsqueda del público.

La más reciente creación del colectivo que aglutina a Geordanis Carcasés, con la asesoría de Alba Babastro Noris (teatróloga), es precisamente un ejemplo del carácter experimental del grupo. Se llama El jardín de Luna, unipersonal de la actriz Yohandra Rosales Suárez, quien pretende acercar las artes escénicas a la primerísima infancia, mediante la peculiar técnica del Teatro para bebé.

Alba Basbastro explicó a Venceremos que la nueva propuesta toma a la música como parte importante del tejido espectacular, aunque no se trata de imitar o referenciar musicales de Broadway o las revistas de ese género, sino de usar la melodía para incorporar ritmos y sonidos como elementos discursivos en la historia.

El jardín de Luna es un producto colaborativo, que aunó las ideas de la actriz Aliexa Argote, la propia Alba, Yohandra, e incluso contó con el apoyo de la psicóloga Ana Sánchez Tablada, quien contribuyó con información científica a validar la idea, pues la mayoría de los exponentes que defienden técnicas similares son de formación pedagógica.

Predomina en la obra una línea didáctica en la que la actriz se convierte en el referente primigenio para el novísimo espectador (niños de uno a cinco años), quienes están en plena formación como seres sociales y cuanto saben, lo aprenden a partir de lo perceptible. Todo obliga a concebir una puesta sencilla, casi básica, en la cual el observador se lleva consigo experiencias de tacto, olfato, auditivas, gustativas y visuales.

Se trata de una pieza que prescinde del argumento convencional, del clásico cuento de principio a fin… el único hilo unificador es el propio escenario del jardín, centro del universo de la actriz, donde concurren una abeja, una oruga que se convierte en mariposa, el sol, la lluvia… personajes con su propia trama.

Concebida con una visualidad acorde con la edad, con colores llamativos y atrezos de muñecos hechos por la actriz con colaboración de colegas; otro valor que tiene la producción es que fue gestada en pleno periodo de confinamiento, como muestra del carácter indetenible de la creación escénica local.

Como dato interesante señalamos la banda sonora que, según la especialista Basbastro, se apoya en clásicos de Mozart, Bach, Vivaldi, muy complejos en su armonía, pero que contribuyen a denotar atmósferas al niño que al final termina pleno de goce y alegría al cantar el tema Amiguitos vamos todos a cantar, de Teresita Fernández, en una clásica ronda infantil.

Se trata de una manera de hacer que enamora, por la belleza estética que posee, aunque como obra aún es perfectible; eso sí, ha demostrado que funciona, sobre todo, en los círculos infantiles, pues los niños entienden todo, se asombran, curiosean, saborean… en las funciones la reacción es diferente cada vez, lo cual permite evaluar la calidad de lo presentado.

El jardín de Luna tiene, además, el mérito de transmitir valores cognitivos, pues contribuye de forma sencilla a la conciencia ambientalista, ecológica, por despertar en los menores la sensibilidad hacia la naturaleza, mediante diálogos cortos y breves descripciones en 25 minutos de duración.

Hasta la fecha, en Cuba se conoce de una experiencia similar en Pinar de Río. Internacionalmente son múltiples los defensores del Teatro para bebé, por lo transparente que resulta al interactuar con niños en escenarios muy cercanos, donde los mensajes se adquieren mediante los sentidos.

Con El jardín…Teatro de la Totalidad denota el carácter plural del arte, al que ningún tema le debe ser ajeno, venideras propuestas como El Rastro del Caracol y otra (aún en gestación) sobre el feminicidio (fenómeno recurrente y alarmante en la sociedad actual) constituyen interesantes ideas para explorar y observar en los próximos días.

Toamdo del Períodico Venceremos

 

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Deportistas guantanameros de regreso a las aulas

juegos deportivos

Concluir de manera satisfactoria el curso escolar 2019-2020 y cumplir con las medidas para prevenir la COVID-19 son las principales metas de las escuelas de la enseñanza deportiva en Guantánamo en el actual período lectivo, reanudado el primero de septiembre.

Según Gertrudis López Odelín, subdirectora docente de la Dirección provincial de este sector, las escuelas de Integración Deportiva (Eide) y la de Profesores de Educación Física (Epef) -con una matrícula conjunta de mil 80 alumnos atendidos por 549 profesores y 332 trabajadores- cumplen con estricto rigor las orientaciones de Salud Pública como son el uso obligatorio del nasobuco en las aulas y áreas colectivas, los baños podálicos, la detección de personas con síntomas catarrales, el constante lavado de las manos, la limpieza de superficies y el distanciamiento social, entre otras.

López Odelín detalló que en los dormitorios se dispuso que las literas se encuentren separadas a no menos de metro y medio, y se trasladaron para la beca de la Eide a los estudiantes de atletismo, pelota vasca y tiro deportivo que se hospedaban en los cuartos del estadio Rogelio Palacio.

“También se decidió que el horario de los entrenamientos se reduce a dos horas, excepto en el caso de quienes se encuentran en concentrados deportivos preparándose para las cercanas competencias del judo, la lucha y el boxeo de primera categoría”, aclaró la subdirectora.

En el caso de la Facultad de Cultura Física, de la Universidad de Guantánamo, también las clases se retomaron el primero de septiembre -con 631 alumnos, 86 docentes y 148 trabajadores- y lo planeado es poder impartir todo el contenido antes de la segunda quincena de noviembre, cuando deben iniciar los exámenes finales.

El Dr.C. Enmanuel Adrian Figueredo de la Rosa, decano de la Facultad, aseguró que todo debe marchar a buen ritmo para abrir el próximo curso el 30 de noviembre, algo para lo que resulta vital cumplir con las medidas para prevenir al nuevo coronavirus.

Tomado del Períodico Venceremos

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

El curso escolar 2019-2020 nuevamente en marcha

Cumpliendo las medidas higiénico sanitarias indicadas por el Ministerio de Salud Pública para evitar el contagio con la COVID-19, se reanudó en la provincia de Guantánamo el curso escolar 2019-2020.

Todas las escuelas adoptaron previamente las medidas que garantizan el correcto lavado de las manos de estudiantes, profesores y trabajadores antes de su entrada al centro, así como los baños podálicos y el debido distanciamiento entre los educandos.

Esta es una muestra gráfica de lo sucedido durante la primera jornada en los centro de la cabecera provincial.

Guantánamo reanuda curso escolar 1

Guantánamo reanuda curso escolar 2

Guantánamo reanuda curso escolar 3

Guantánamo reanuda curso escolar 5

Guantánamo reanuda curso escolar 7

Guantánamo reanuda curso escolar 9

Guantánamo reanuda curso escolar 10

Guantánamo reanuda curso escolar 11

Guantánamo reanuda curso escolar 12

Tomado del Períodico Venceremos

 

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Tras Matthew, el aromático buchito de café

1 cafe

La recuperación se apoyó en el eficiente trabajo de viveros.

“Grita” DESVASTACIÓN y suelta los vientos de Matthew. Los bosques calcinados de octubre de 2016, en Maisí, vuelven a mi mente como imagen fantasmagórica de Harry Potter, cuando Danny Matos Bravet, director técnico- productivo de la Empresa Agroforestal de ese municipio, responde la primera de muchas preguntas sobre la recuperación cafetalera local, tras el paso del meteroro más destructor que se recuerde desde 2007 en la cuenca del Caribe.

2 cafe

Las siembras observan los parámetros tecnológicos, con metodología como la vietnamita, que exige 60 por 60 centímetros en el hoyado para la postura.

Aruba, Curazao, Santa Lucía, San Vicente y las Granadinas, Colombia, Haití, Jamaica, República Dominicana, Venezuela, Estados Unidos y Cuba, con particular saña en Maisí, por donde entró (Punta Caleta) a las 6:00 pm del 4 de octubre, y Baracoa, por donde salió (bahía de Mata), ocho horas después, a las 2:00 am del siguiente día.

“Devastación es la palabra”, apunta el joven ingeniero como prólogo al diálogo sobre la recuperación cafetalera. “Perdimos el ciento por ciento de las plantaciones y comenzamos desde cero a reconfigurar el principal renglón económico del municipio, un patrimonio de dos mil 97 hectáreas, de las cuales ya se transformaron mil 557 y las restantes (520) se terminarán hacia el 2022.

Nada se parece en Maisí a la desolación dejada por el infausto “regalo de Dios”, significado que en hebreo, griego y latín se atribuye a Matthew, nombre escogido por los meteorólogos para la decimocuarta tormenta de la temporada de huracanes en el Atlántico de 2016 y quinta que alcanzó la categoría de huracán. Por sus daños, ya ningún otro se llamará así.

Maisí florece en viales, transporte, comunicaciones, electricidad, servicios… Es otro, como también sus cafetales arábigos de las variedades Bourbon, Caturra rojo, Isla 64 y Lafernó, entre cuya floresta se abre paso la ciencia y la técnica con siembras de injertos de patrón Robusta y yema Arábiga, que desarrollan plantas resistentes a la sequía (la agricultura del territorio es secano), a los nemátodos del suelo (gusanos que atacan al árbol) y de alto potencial genético-productivo.

“La proyección recuperativa apunta al incremento de la producción y llevar al municipio al liderazgo nacional que alguna vez exhibió (de 1983 a 1988 cosechas superiores a las seis mil toneladas, equivalentes a más de un millón de latas), aunque los récords siempre echarán de menos a los cafetales abandonados alguna vez por circunstancias, como el éxodo de las montañas”, advierte el especialista y menciona zonas: Caleta, La Cuchilla, Los Jamales, Aguacatal, Patana…

3 cafe

Danny Matos Bravet: “Partimos de cero y en 2022 todos los cafetales serán nuevos y vigorosos”.

El crecimiento de las plantaciones, todas nuevas, que entran en producción entre el tercer y cuarto año, va acompañado de ciencia, como dijimos antes -apunta Matos Bravet y agrega: “Está presente, por ejemplo, la tecnología vietnamita en unas 600 hectáreas, con siembras con hoyos de 60 por 60 centímetros, que permiten desarrollo de las raíces para la absorción y resistencia a las inclemencias del tiempo; a lo que se agrega el corte de la yema apical (terminal), proceder que obliga al arbusto a expandir ramas laterales y, por tanto, hay mayor área de flores y granos”.

Antes de Matthew los rendimientos de los entonces viejos y agotados cafetales no rebasaban las 0,13 toneladas (t) por hectárea y hoy, con la incipiente incorporación de las noveles plantaciones, rondan las 0,33. “Saltos discretos, pero saltos: la zafra anterior recolectamos 381 t y en la que ya granea, pero inicia oficialmente en septiembre, aspiramos a 400.

El futuro, hasta el 2022, cuando tengamos completos todos los campos cafetaleros, lo garantizamos con un potencial de unos tres millones de posturas anuales producidas en 66 viveros, de los cuales 10 tienen capacidad para 100 mil planticas anualmente. En esas instalaciones se hacen injertos en tubetes y bolsas, y posturas normales en los primeros contenedores mencionados.

“Los tubetes, a diferencia de las bolsas de polietileno -acota-, tienen la ventaja de ser reutilizables, permitir mejor desarrollo del sistema radicular, humanizar el trabajo y que las plantas contenidas en él reciben en la casa de cultivo-vivero el agua en cantidad y frecuencia necesarias por los sistemas de riego allí existentes.

“Todas las formas productivas del municipio dedicadas al grano son atendidas por 34 técnicos integrales de montaña asentados en seis Centros de Gestión (La Máquina, Cantillo, Los Llanos, La Tinta, Vertiente y Los Gallegos), en cuyas manos está el adiestramiento y conducción del campesinado por los caminos de la ciencia y la tecnología agraria para avanzar hacia los objetivos de desarrollo económico que el país espera de nosotros.

“Maisí, que este año vendió a Alto Serra 381 toneladas de café, de las cuales 292 (72 por ciento) se facturó para el mercado exterior, volverá a hacerse sentir en el concierto productivo de la nación, con exportaciones de calidad, lo cual exige ciencia, tecnología y mucho trabajo de los lugareños ahora. Es lo que hacemos”, concluyó.

4 cafe

La producción de posturas en tubetes proporciona muchas ventajas a la planta, asegura Yudnoyvis Navarro Cantillo, responsable del Centro de Gestión de Los Llanos.

1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Rating 0.00 (0 Votes)

Nairelis Fuentes Montoya, tan natural como sus sueños

Nairelis FuentesNairelis Fuentes Montoya es una guantanamera natural, de esas que el vivir lejos no le cambia el carácter ni extingue su sencillez, de las que sacan a relucir una sonrisa tan cálida que seduce y que conversan sin trabas ni poses.

Cuando le dijeron que viniera al encuentro del periodista, se negó de primera, pero ante la insistencia del entrenador no le quedó otra que bajar del colchón. Llegó nerviosa, porque dice que le tiene “terror a las entrevistas”; saludó, se arregló el quimono, y minutos después conversaba afablemente con el único freno del tiempo, pues debía volver al entrenamiento.

Punto de partida

“Mis dos hermanos fueron judocas y de la mayor fue que le cogí amor a este deporte. Desde pequeña yo la acompañaba al área y me gustaba. A los siete años me apunté con el profesor Yunior Áreas Griñan. Entonces se entrenaba sobre el césped del campo de pelota de Argeo Martínez -su poblado natal-, que era muy duro, pero no impedía que tratáramos de aprender.

“Recuerdo que mi mamá buscó unos sacos y logró hacer una especie de lona que ayudaba a suavizar los golpes. Creo que hoy en Argeo ya tienen algunos colchones y un pequeño local.

“Realmente me encantaba el judo y me alegraba cada buen resultado. En sexto ingresé en la Escuela de Integración Deportiva, y con solo 15 años me captaron para la escuela nacional”.

Paso adelante

“Tener que irme lejos de mis abuelos, de mi mamá y del resto de la familia fue complicado. El día que partí no paraba de llorar y luego cada vez que llamaba para acá ahí mismo venían las lágrimas. Una de mis hermanas, que vive en La Habana, al inicio me tenía que ir a ver casi a diario. Ya con el tiempo me acostumbré y ahora sumo ocho años entrenando en La Habana.

“Cuando llegué me sentía intimidada por ver tantas grandes atletas a mi alrededor y, sobre todo, por el profesor Ronaldo Veitia, que era muy exigente y a quien le agradezco mucho, pues siempre me ayudaba psicológicamente y me daba apoyo y consejos.

“Ya en la capital he tenido que batallar para conseguir un espacio. Llevo años obteniendo medallas en las competencias nacionales y en 2019 gané el oro, y por eso me seleccionaron para ir a los Juegos Panamericanos de Lima, en los que quedé en quinto lugar. No quedé satisfecha, pero para ser mi primera competencia internacional de mayores, es un buen resultado”.

Y llegó la pandemia

“Cuando la COVID-19 se desató en el país y se determinó suspender las competencias y los entrenamientos, fue un duro golpe, ya que estábamos al final de la preparación para el campeonato nacional, que era una semana después. No había nada que hacer, solo cumplir las indicaciones y seguir preparándose de forma individual. Primero me fui a Santiago de Cuba, y el 8 de mayo para Guantánamo.

“Se decidió que entrenáramos aquí por la situación epidemiológica en La Habana. Desde inicios de agosto rompimos con la preparación mezclados hembras y varones y con muy buenos profesores al frente. Es la primera vez que entreno en Guantánamo junto con los muchachos, algo positivo ya que ellos son más fuertes y te ayudan a esforzarte y crecer”.

“Ahora que reinicia el curso terminaré el segundo año de Cultura Física aquí, y de ser necesario abrir el siguiente también, aunque espero mejore la situación en la capital, y pueda volver pronto, y competir en noviembre para tratar de repetir el título cubano.

Camino adelante

“Mi sueño es quedarme como primera figura y eso solo puedo ganármelo sobre el colchón, y ahora mismo mi principal rival es la también guantanamera Idelanni Gómez, con quien me llevo muy bien, aunque tengamos tremenda rivalidad en las competencias -el año pasado fueron las protagonistas de la final femenina de los 70 kilogramos.

“Ya en ese puesto la aspiración es alcanzar medallas internacionales en centroamericanos, panamericanos, mundiales y olimpiadas, el sueño de todo atleta, y que en mi caso siento es una necesidad”.

Tomado del Períodico Venceremos

¿No tienes cuenta? ¡Regístrate ahora!

Entre a su cuenta